Proyecto de animación a la lectura: Manolito Gafotas.

El presente proyecto ha sido realizado en el Colegio Juan Comenius donde trabajo actualmente.

 

Continuando con el proyecto de animación a la lectura, este curso, en 6º hemos incluido como libro de biblioteca de aula el libro “Manolito Gafotas”. Seguramente es uno de los libros más conocidos y más recordados desde hace unos años, ha sido adaptado al cine y a la televisión, y hoy en día goza de bastante popularidad. Pero, a pesar de lo que parezca, estos hechos no fueron los que nos convencieron para realizar el proyecto. Fue su lectura. Este verano leyendo el libro para sacar ideas y maneras de enfocarlo, me divertí muchísimo. Tanto que retrocedí unos años a mi infancia y lo disfruté como si tuviera 10 años otra vez. En ocasiones me hacía reír, pero en otras me trasmitía ternura. Esto es precisamente lo que buscamos en un libro para niños, que les provoque emociones, cualquier emoción, pero que les provoque algo, les trasmita y les demuestre que la lectura es un medio para pasárselo bien.

 

En este proyecto, tal y como hicimos con el proyecto de lectura de Matilda, seguimos una serie de pautas que son las siguientes:

 

Pasos a seguir:

1. Introducimos el libro.
La manera ideal de comenzar con estos proyectos es leérles en clase y en voz alta el primer capítulo. Así, no sólo los acompañas en los primeros compases de esta aventura, sino que además tienes la posibilidad de poner énfasis en algunos diálogos para crear un ambiente de intriga por saber qué pasará en el siguiente capítulo. Posteriormente puedes hacer una ronda de preguntas, un pequeño debate sobre lo que ha ocurrido, recapitular sucesos y personajes o hacer un kahoot con preguntas sobre lo que acabas de leer. Cualquiera de estas opciones les encantará, te lo aseguro.

2. Pautamos la lectura.
Este proceso es muy importante. En él podrás realizar varias cosas: una de ellas es pautarles en un horario la lectura de los diferentes capítulos del libro. Es como un trato que haces con ellos: hasta X página para poder realizar la actividad o dinámica que hayas preparado para esa semana. Y cada semana tendrán que haberse leído hasta donde toque. Pueden ser 1, 2 o 3 capítulos, depende de lo extensos que sean. Obviamente, los que quieran leer más, podrán hacerlo, pero no se podrá ignorar el mínimo. Resulta muy cómodo para los alumnos no-lectores ya que se suele empezar con un objetivo asequible para todos. Luego poco a poco se va extendiendo.
Presentamos el proyecto escrito. Leemos las preguntas en voz alta por si hay dudas y marcamos las pautas de presentación y aseo que deseamos. Se entrega también la rúbrica con la que se les evaluará.

 

3. Kahoots de comprensión lectora.
Estos Kahoots son imprescinbles para asegurarte que todos tus alumnos han cumplido el trato. Infórmales previamente qué día y a qué hora (recomendable hacerlo todas las semanas igual) van a realizar el Kahoot. Los kahoots no suelen exceder de 10 preguntas (cortas y sencillas), pero que para responderlas sea imprescindible haberse leído el libro. OJO con los libros que tienen adaptación en película, intenta escoger o realizar preguntas que no puedan contestarse viendo únicamente la versión cinematográfica. Te aconsejo que lleves un registro de los resultados de estos Kahoots, puedes utilizarlos para la nota final del proyecto.

Posteriormente y si la ocasión lo permitía, visualizábamos el fragmento de película que se correspondía con los capítulos leídos en clase esa semana. De esta manera ellos podían ver en su cabeza perfectamente lo que acababan de leer días antes y les facilitaba la lectura y comprensión de los capítulos posteriores. Esto puede durarte media sesión a la semana.

Kahoots Manolito Gafotas: 

Capítulo 1. 

Capítulo 2. 

Capítulo 3. 

Capítulo 4. 

Capítulo 5 y 6. 

Capítulo 7 y 8.

Capítulo 9 y 10.

 

4. Realización del proyecto escrito.
A lo largo de las sesiones, una vez hayan acabado el Kahoot con preguntas, puedes dar tiempo (si te queda media sesión todavía) para que vayan adelantando el proyecto escrito. También puedes pautar la realización de este proyecto, e ir pidiendo las preguntas conforme avanzan en la lectura. De esta manera, los alumnos no solo practican la entrega de un proyecto escrito, sino que aprenden a planificarse, organizarse y organizar su tiempo. Esto último, desde luego, es la tarea más difícil de todas.

 

Aquí tenéis todos los materiales necesarios para realizar este proyecto:

Descargar Proyecto

Descargar Rúbrica en pdf

Descargar Rúbrica en Numbers

 

Os animo a crear vuestros proyectos de lectura y a comentar en la web qué tal os ha ido con ellos. ¡Yo seguiré colgando algunos de ellos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *